Es la cuarta visita que hemos realizado  y como en las anteriores no nos ha defraudado.

Después del curso que nos impartió el profesor D. Arturo Ansón  “Goya, padre de la pintura moderna”, hemos podido comprobar con nuestros propio ojos todas sus enseñanzas sobre esa pintura que comenzaba a experimentar el genial Goya.

También descubrimos la vida de los cartujos.

Admiramos la torre mudéjar de Peñaflor descubriendo las formas en que esta trabajado el ladrillo, embellecida solamente por este material, hasta la base, careciendo de azulejos, también característicos en este estilo de edificación.

Ángeles Ramos

Deja un comentario